Conecte con nosotros

Cultura

Muere el periodista Tom Wolfe a los 87 años

Publicado

el

Wolfe, cultura, 239 KB, wolfe

Nueva York.- El escritor Tom Wolfe, uno de los creadores del llamado Nuevo periodismo, una fusión entre narrativa de ficción y riguroso reportaje, murió el lunes a los 87 años de edad en un hospital de Manhattan.

Su muerte fue confirmada este martes por su agente Lynn Nesbit. La representante añadió que Wolfe había sido hospitalizado debido a una infección.

Poseedor de una de las prosas más innovadoras en las décadas recientes en Estados Unidos, Wolfe es autor de libros ahora clásicos que supieron emplear la narración en primera persona para describir sucesos reales de manera más dinámica y convincente.

Entre sus libros de periodismo destaca “The Electric Kool-Aid Acid Test” (Ponche de ácido lisérgico), que relata sus viajes con Ken Kesey y su grupo Merry Pranksters, dedicados a difundir el atractivo del LSD. Su libro es un clásico de la contracultura en Estados Unidos.

Wolfe también escribió “The Right Stuff” (Lo que hay que tener) sobre los primeros astronautas estadunidenses y el programa espacial Mercury.

TE PODRÍA INTERESAR: Francia creará un fondo para apoyar a directoras de cine en todo el mundo

Asimismo, publicó una colección de ensayos titulada “Nuevo periodismo”, que en buena medida popularizó el nombre para un género ejercido también por otros innovadores escritores como Truman Capote, Joan Didion y Hunter Thompson.

Tras escribir casi una decena de libros de periodismo, Wolfe publicó en 1987 su primera novela, “The Bonfire of Vanities” (La hoguera de las vanidades), una mordaz crítica a la avaricia y el poder ubicada en la década de 1980 en Nueva York.

De acuerdo con el diario The New York Times, Wolfe “tenía un ojo despiadado y una inclinación por detectar tendencias y luego darles nombres”. Entre esas tendencias destaca el propio “Nuevo periodismo”, “Chic radical” y la “Década del yo”.

Wolfe también sobresalía por su atuendo: trajes de tres piezas de colores claros, camisa de seda a rayas con cuello alto blanco almidonado, pañuelo brillante que asomaba desde el bolsillo de su saco, reloj con leontina y zapatos blancos.

 

 

Notimex

 

 

VMG

Anuncios
Clic para comentar

Debes iniciar sesión para publicar un comentario Iniciar sesión

Dejar un Comentario

Cultura

Santiago García, embajador mundial del teatro, fallece a los 91 años

Publicado

el

santiago, santiago, 50 kb, santiago

MÉXICO.- El destacado dramaturgo Santiago García, reconocido por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) en 2012, como embajador mundial del teatro y defensor de los grupos más vulnerables de su país natal Colombia, falleció a los 91 años de edad.

Nacido en Bogotá el 20 de diciembre de 1928, el también actor, director teatral y pedagogo, es considerado como uno de los grandes teóricos y maestros del teatro colombiano. Se formó en la escuela de Bellas Artes de París y en el instituto Universitario de Venecia. De regreso a Colombia, comenzó a entrenarse como actor en Bogotá, con el director japonés Seki Sano, en 1956.

De acuerdo con el Ministerio de Cultura de Colombia, Santiago García en 1958 integró el núcleo fundador de El Búho, con el que llevó a la escena la obra A la diestra de Dios Padre, de Enrique Buenaventura. En 1966 fundó, con un grupo de artistas e intelectuales, la Casa de la Cultura, primera etapa de lo que en 1968 fue el Teatro La Candelaria, y fue su director general hasta este 2020.

TE RECOMENDAMOS LEER: Fondo de Cultura revela cifras del primer trimestre del año

Sus obras recrearon episodios de la historia sociopolítica colombiana, enfrentó por medio del lenguaje artístico las manifestaciones de la violencia estructural y las problemáticas de las clases más desposeídas, con un profundo compromiso con la cultura popular y con los procedimientos artísticos.

En este sentido, Santiago García alguna vez declaró: “Nosotros, los hombres y mujeres de teatro colombiano, sabemos que es posible hablar de lo que nos duele y de lo que nos alegra y que también se puede, como en la escena, entender los conflictos. Lo sabemos porque hemos tramitado las divergencias en la creación en recrear la vida y por lo tanto contribuir a transformarla”.

Santiago García recibió otras distinciones como el Premio Ollantay del Centro Latinoamericano de Creación e Investigación Teatral (CELCIT), el Premio Cultural ALBA de las Letras y las Artes por la obra de toda la vida y varios doctorados honoris causa que reconocieron su arte, ética, humanismo y su condición de intelectual latinoamericano comprometido.

Notimex

Pedro Guerra Maccise

Seguir leyendo
Anuncios
Anuncios

Política

Anuncios

CDMX

Anuncios

Tienes que leer