Conecte con nosotros

Política

Las dos veces que Peña Nieto capturó al Chapo Guzmán

Publicado

chapo_epn, Chapo, 88 kb, Peña Nieto
Foto: Cuartoscuro.

MÉXICO.- Joaquín El Chapo Guzmán, jefe del Cártel de Sinaloa, está siendo enjuiciado en Nueva York, donde soltó una declaración que rápidamente causó polémica, de acuerdo con la agencia noticiosa AFP: asegura que sobornó a Peña Nieto y Felipe Calderón.

De acuerdo con su abogado, Jeffrey Lichtman, el capo declaró ante el jurado que entregó millones de dólares en sobornos al presidente, así como al expresidente.

Ambas partes rechazaron ya estas declaraciones, calificándolas de difamaciones e infundios, pero a propósito de este hecho resulta oportuno recordar las dos ocasiones en que el gobierno de Peña Nieto capturó a Guzmán Loera.

La primera ocasión en que el capo fue capturado fue el 9 de junio de 1993, cuando gobernaba Carlos Salinas de Gortari. La primera caída del Chapo ocurrió en el puente internacional del Talismán, en Guatemala, para luego ser enviado a México donde fue encarcelado durante ocho años, hasta 2001.

Ese año, ya con Vicente Fox instalado en Los Pinos, el líder del Cártel de Sinaloa se fugó de la prisión de alta seguridad de Puente Grande, en Jalisco, de una forma que hasta la fecha aún no ha sido del todo esclarecida.

La versión más conocida es que el delincuente se escondió en un carrito de lavandería de esta cárcel, para camuflarse entre la ropa sucia; con ayuda de un empleado del lugar huyó burlando seis controles internos de seguridad hasta que quedó en libertad.

Desde entonces, y hasta 2014, el Chapo Guzmán fue el hombre más buscado de todo México.

La segunda captura del Chapo

Pasaron más de 13 años para que Joaquín Guzmán Loera fuera capturado. Fue un 22 de febrero de 2014, cuando en un hotel de Mazatlán, Sinaloa, se dio la captura por parte de elementos de la Marina.

En aquella ocasión, tras ser detenido y presentado como un gran logro del gobierno de Peña Nieto, el narcotraficante más buscado fue internado en El Altiplano, en el Estado de México, otra cárcel de alta seguridad.

Sin embargo, 17 meses después, volvía a fugarse durante la madrugada del 11 de julio de 2015 a través de un túnel que daba desde su celda hasta una casa aledaña al penal, desde donde se escapó una vez más.

Desde ese momento, el gobierno de Peña Nieto hizo prioridad volver a capturar a quien, otra vez, era el hombre más buscado en nuestro país.

La tercera caída de Guzmán

Fue el 8 de enero de 2016, apenas medio año después de que escapara del Altiplano, cuando Guzmán fue recapturado en Los Mochis, Sinaloa, nuevamente por elementos de la Marina.

Al igual que la primera ocasión (durante el sexenio de Peña), el criminal fue detenido en Sinaloa, donde se sentía más seguro al estar rodeado de varios de sus conocidos y asociados.

El Chapo dio batalla aquella ocasión. En el lugar de su detención murieron cinco personas, todos sus cómplices, mientras que, junto a él, cinco más fueron detenidos.

Un poco más de un año después, el gobierno mexicano decidió extraditar al Chapo para que fueron los Estados Unidos quienes lo juzgaran, bajo la premisa de que no se le condenara a muerte.

Desde entonces, un largo proceso en Nueva York ha tenido como protagonista a un hombre que se declaró no culpable de ninguno de los 16 cargos que se le imputan en aquel país.

Este martes, finalmente, arrancó el que ya denominan muchos “el juicio del año”, el cual no decepcionó en su nombre, pues desde el primer día dio revelaciones que a todos han sorprendido y, de entrada, ha inmiscuido ya a dos figuras altamente influyentes en México.

ssc

Política

AMLO sacrifica salud de mexicanos por elecciones, asegura Calderón

Publicado

el

Foto: Cuartoscuro.

MÉXICO.- El ex presidente Felipe Calderón dijo este miércoles que el gobierno de AMLO está sacrificando la salud porque no entra en las prioridades electorales de Morena.

Luego de que Germán Martínez renunció a la dirección general del IMSS, Calderón Hinojosa dijo que el problema en este caso “no es Hacienda; su papel es tener bajo control el déficit fiscal. El problema es de quien ordena las prioridades presupuestales: dinero electoral, sacrificando a los enfermos”.

En entrevista radiofónica, el ex mandatario explicó que las prioridades presupuestales las dicta el propio AMLO, por lo que las prioridades ordenadas por e presidente fueron “dar mucho dinero en las tarjetas de Banco Azteca y con ello, a mi juicio, crear una base electoral suficiente para que cualquier cosa que pase con la economía o la seguridad de México, le permita a Morena rescatar la elección intermedia y de 2024″.

Además contó que “la prioridad del presidente es crear esa base electoral pagada, tal y como o hizo en el Distrito Federal, que le va a dar votos. Ojalá el Gobierno rectifique y comprenda que la prioridad es salud y educación“.

Calderón Hinojosa subrayó que el problema no es Hacienda, ya que su tarea es buscar el equilibrio fiscal, pero si AMLO dice “me das este dinero sí o sí, me canso ganso”, la secretaría recortará el presupuesto a los demás, incluyendo el IMSS.

En ese sentido, dijo que AMLO “está sacrificando la salud, no hay medicamentos retrovirales para gente con VIH Sida, se han reducido muchos tratamientos de cáncer, se ha quitado la cuarta parte del presupuesto de Conafor. Llegamos a las paradojas, donde un ‘nini’, puede estar recibiendo más dinero del Gobierno sin hacer nada, que un médico que hace unas jornadas de 24 horas en un hospital público”.

ssc

Seguir leyendo
Anuncios
Anuncios

Política

Anuncios

CDMX

Anuncios

Tienes que leer