Conecte con nosotros

Opinión

¿En dónde está la oposición?

Publicado

el

Alan Rosas Alvarado, 58 KB, oposición
Reporte Nivel Uno

Para entender el contexto de esta reflexión tendríamos que remontarnos al PRI de hace 50 años, que con una mayoría abrumadora tomaba decisiones vinculantes mientras que los demás partidos simplemente eran espectadores en una masacre doctrinaria, aplastante y que terminaría por repetirse algunas décadas después.

Me refiero al “fundamentalismo de la 4ª Transformación“. Entendemos al fundamentalismo como el extremismo que incita a muchos miembros pertenecientes de diversas religiones a interpretar de manera contextual sus textos sagrados, pero en México, debemos temerle a las decisiones justificadas del máximo exponente de la 4T, que es por mandato constitucional “el temporal administrador del andamiaje político que determina el futuro del país”, y por la receptación que tiene ante muchos de sus simpatizantes, que en vísperas de llegar a la tierra prometida, del tan esperado cambio que ha ofrecido el presidente, son capaces de aceptar todo tipo de atropellos e hipocresías con tal de seguir creyendo las promesas que se nos han hecho a todos los mexicanos, poniendo en completo riesgo a todos los sectores de la sociedad y peor aún, al futuro de la democracia mexicana.

Y es que no es poca cosa aquella frase de Marx: “Estas son mis leyes, si no te gustan… hago otras” ; pues expresa en todo su esplendor los primeros 100 días de los 2000 que nos quedan del sexenio del presidente Andrés Manuel López Obrador y por eso es necesaria una recapitulación.

Apenas había recibido la constancia que lo acreditaba como presidente electo, López Obrador emprendió una cruzada para impulsar las mal llamadas “consultas” que carecían por completo de legitimidad y legalidad; y es que someter a consulta decisiones trascendentales para el país, en encuestas realizadas y calificadas por miembros de su partido, lo convierten en juez y parte, haciéndolas carecer totalmente de credibilidad. Así con menos del uno por ciento de la población votante se decidió lo que prematuramente han llamado el error del sexenio.

Una vez comenzado el nuevo sexenio, en su cruzada contra la corrupción, decide incidir en diferentes rubros del Presupuesto de Egresos, recortándolo de áreas sensibles como programas sociales, universidades públicas, deporte, cultura y salud pública.

Recortar el presupuesto a las universidades públicas solo sería el comienzo pues unas semanas después el presidente enviaría al Congreso una iniciativa para derogar la actual reforma educativa. Entre los cambios que propuso, llama la atención, la modificación a la fracción VII del Artículo Tercero Constitucional donde desaparecen párrafos relacionados a la autonomía de las universidades.

Inmediatamente las críticas y protestas no se hicieron esperar, las redes sociales ardían y pese a que los legisladores de oposición hicieron énfasis, no fue mas que la protesta de la sociedad la que obligó al presidente a salir de nueva cuenta al show  de las siete de la mañana en el Palacio Nacional a decir: “No hay ninguna intención en ese sentido, es más para que no se use de pretexto o excusa, si es necesario estamos dispuestos a que se agregue lo de la autonomía (…)”

La gravedad en el uso de palabras inadecuadas para un mandatario de Estado, puede constituir un error de interpretación, que sin embargo en este caso no se trata de una equivocación, claramente había una intención de dar marcha atrás con una lucha de décadas y que en definitiva nunca fue con buenas intenciones.

Vale la pena hacer un recuento de daños respecto de los recortes o finalización de programas sociales que afectarán directamente a personas trabajadoras o de escasos recursos, ejemplo, el recorte de presupuesto a instancias infantiles para madres trabajadoras y la cancelación de programas como los “Comedores Comunitarios”.

Hace una semana en un acto que muchos periodistas y analistas han calificado de “populista” tras enviar la polémica reforma de “revocación de mandato” al Congreso, el presidente, duramente criticado, firmó un documento en el que prometió no reelegirse; preocupa pensar en que posición juega el presidente, dado lo innecesario que fue suscribir un documento para prometer no reelegirse, si consideramos que esta garantía se encuentra prevista en la Constitución Política, por otro lado, es preocupante la incongruencia de someter sus primeras decisiones a “consulta” y ahora buscar impulsar una ley que las regule, ¿no sería lógico realizar las anteriores consultas de nueva cuenta pero sustentadas en la iniciativa de ley que propone?

Ante todo lo anterior, resulta irreal que la sociedad que duramente ha criticado a otras administraciones por sus malas determinaciones, ahora sea tan vulnerable. Claramente nos enfrentamos a la falta de voluntad, las acciones hablan por si mismas y no podemos perder de vista que la responsabilidad de no permitir que las decisiones del gobierno afecten por igual, no debe recaer únicamente en los partidos políticos, que no son mas que medios de participación para crear un equilibrio en la vida democrática.

No olvidemos perder de vista que la oposición se encuentra en cada uno de los mexicanos, quienes tenemos que ser garantes de derechos, una sociedad responsable se manifiesta, esa es la verdadera oposición, si continuamos por el camino del extremismo, si seguimos a la espera de un cambio y seguimos permitiendo toda clase de caprichos personales, sin duda el futuro de México será aún más incierto.

Ciertamente el presidente no está acostumbrado a escuchar críticas, ha golpeado duramente a las calificadoras internacionales. En más de una ocasión se ha burlado de las manifestaciones en su contra, nunca se ha pronunciado respecto al conflicto de intereses por tener al tener a sus amigos trabajando con él, o del por qué la esposa de su principal asesor y socio es ahora ministra de la Suprema Corte y recientemente un senador de Morena, negoció la venta de 400 mil toneladas de carbón para la CFE.

Estamos ante una sociedad fundamentalista, callada y dejada, que sin importar el cinismo con el que el gobierno actúa, ellos siguen allí, esperando una cuarta transformación, que por el bien de México y los mexicanos, ojalá llegue.

 

 Dirigente Nacional de Expresión Juvenil Revolucionaria del PRI

Deportes

Comité Olímpico Mexicano ya no dará hospedaje ni comida a deportistas

Publicado

el

comite_olimpico, Comité Olímpico Mexicano, 56 kb, deportistas
Foto: Cuartoscuro.

MÉXICO.- Debido a la falta de presupuesto, el Comité Olímpico Mexicano (COM) anunció que dejará de proveer hospedaje, alimentación y atención médica a los deportistas que integran sus distintas federaciones.

A través de una circular difundida de manera interna y que filtró el semanario Proceso, el presidente del COM, Carlos Padilla Becerra, informó que el Centro Deportivo Olímpico Mexicano (CDOM) cerrará de manera parcial a partir del 31 de julio de este año, por ende, los citados servicios quedarán suspendidos de manera infefinida .

Ya es imposible mantener los servicios de hospedaje, alimentación y atención médica que se ofrecen. Dado lo anterior se ha tomado la difícil decisión de suspender por completo y en forma indefinida dichos servicios a partir del 31 de julio, agradeciendo sean tan amables en cancelar, suspender y/o retirar todas sus reservaciones a partir de esta fecha”.
Comité Olímpico Mexicano

De 2012 a la fecha, el Comité Olímpico Mexicano ha subsistido gracias a los recursos que el titular de la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade) en turno le ha asignado. Por ejemplo, en el cuatrienio que comenzó en 2008 la asociación civil recibió 80 millones a través de la Secretaría de Educación Pública (SEP).

TE RECOMENDAMOS LEER: Conade no tiene ni para pagar la luz, asegura Ana Gabriela Guevara

Sin embargo, los actuales ajustes presupuestales derivaron en que la dirigente de la Conade, Ana Gabriela Guevara, todavía no haya asignado una partida presupuesta al COM; cabe señalar que la citada Comisión sufrió un recorte de 70 millones de pesos en el presente año.

Es por ello que Guevara reveló este martes que pediría una ampliación presupuestal por 500 millones de pesos en aras de concluir satisfactoriamente el 2019, toda vez que, según la funcionaria, no existe el suficiente dinero para operar el organismo.

Inclusive y como se dice en el documento referido en un inicio, Padilla Becerra ha sostenido negociaciones con la SEP y la Secretaría de Hacienda en aras de obtener los recursos necesarios, pero hasta ahora no ha existido ningún arreglo.

“Mantenemos la firme intención de encontrar soluciones para que esta situación pueda revertirse rápidamente y evitar así que afecte el desempeño de los atletas que nos representarán en diversas lides deportivas durante 2020, incluyendo los Juegos Olímpicos de Tokio”, dijo el Comité Olímpico Mexicano.

Seguir leyendo
Anuncios
Anuncios

Política

Anuncios

CDMX

Anuncios

Tienes que leer